ERPI

Comunicados

COMUNICADO 7


AL PUEBLO DE MEXICO:


Ante el proceso electoral en el estado de Guerrero muchas voces se han dejado escuchar solicitando que las organizaciones armadas decreten una tregua. En lo que respecta a nosotros, tenemos la convicción que la lucha por la democracia en nuestro país no es solo tarea de las organizaciones armadas revolucionarias sino de todas las expresiones organizadas de lucha del pueblo y la voluntad individual de rebeldía contra el mal gobierno, tal como puede serlo en algunos momentos la lucha electoral. Por estas razones, y en el entendido de que no hemos ejercido acción militar ofensiva alguna desde el mes de julio de 1998 en contra del ejército federal y de la Policía Judicial del Estado de Guerrero, como las que se hicieron en represalia por la masacre de El Charco, continuaremos sin realizar acciones militares ofensivas reservándonos el derecho de legítima autodefensa en caso de ser atacados.

En segundo lugar es claro entonces que no es a nosotros a quien se debe exigir la tregua sino a quienes si han realizado desplantes militares ofensivos, en este caso el ejército y la policía deben dejar de hostigar a los pueblos, el gobierno debe dejar de detener y perseguir luchadores sociales, el estado debe desmilitarizarse para crear un clima adecuado para el proceso electoral que se avecina.

En tercer lugar es previsible que el pueblo de Guerrero, que ha luchado durante todos estos años por cambiar su situación, acuda a ejercer su voto como una forma de lucha a que tiene derecho, pero también tendrá que estar muy atento para impedir el fraude, y en caso de que éste ocurra tendrá que defender su voto de la manera que él mismo elija. El pueblo y sus organizaciones no tienen por qué temer ningún daño de parte nuestra, porque respetamos profundamente la voluntad popular y nos regimos por ella, por lo que nuestra actividad está sujeta a ella, es el pueblo quien dicta y dictará lo que habrá de hacerse.

Este proceso electoral se desarrollará en un marco nacional de represión. Actualmente en el país se encuentran encarcelados por su actividad política maestros, militares, campesinos, indígenas, luchadores sociales, estudiantes, militantes del PRD, abogados defensores de los presos políticos, algunos de ellos fueron torturados antes de ser presentados, el Ejército Revolucionario del Pueblo Insurgente se solidariza con todos ellos, y con los perseguidos políticos, especialmente, porque muchos luchadores sociales, periodistas, e intelectuales democráticos corren peligro de ser acosados y hostigados por su posición política; pues por medio de nuestro servicio de contrainteligencia en la ciudad de México, obtuvimos recientemente información de que el CISEN ha emprendido una operación denominada "arcoiris" en los estados de Guerrero, Chiapas y Oaxaca. según la cual se tienen clasificadas de acuerdo a colores (rojo, azul, verde, amarillo y blanco) diferentes personas de acuerdo con su grado de "radicalismo" o importancia social, pues son quienes pueden crear corrientes de opinión pública que pudiera en algún momento ser adversa para el régimen. Esta operación dio inicio en el mes de noviembre pasado y consiste en dar seguimiento a las actividades políticas, profesionales y personales por medio de la observación directa de una gran cantidad de espías, intervención telefónica de oficinas y domicilios, cámaras ocultas e investigación de las personas que los frecuentan o colaboran con estas personas. Como de seguro ya adivinaron en el color rojo están los más vigilados hasta las 24 horas del día y es gradualmente menor esta vigilancia de acuerdo al espectro de colores que se menciona. Así las cosas ¿Con qué color cree usted que puede ser clasificado si expresa abiertamente sus posiciones de izquierda?

Queremos expresar también nuestra opinión sobre una nota publicada el día 18 de este mes en un diario del puerto de Acapulco acerca de un informe de la comisión nacional de derechos humanos (las minúsculas son nuestras, pues minúsculo es su desempeño) sobre la masacre de El Charco. Dice dicho informe que no ocurrió allí una masacre, que los presos no fueron torturados y que además en exámenes practicados se encontraron residuos de cocaína y anfetaminas en algunos de los detenidos ahí (desde luego no dice que de esos cocteles son los que administran los torturadores de inteligencia militar durante algún momento de la tortura para extraer confesiones forzadas), que los muertos en la escuela de El Charco dieron positivo en la prueba de radizonato de sodio (ojo: ayer sembraron armas a los masacrados en Aguas Blancas, en El Charco siembran pruebas de radizonato positivas en las manos de las víctimas); que no hubo ejecuciones sumarias porque faltó el tatuaje que deja la pólvora y la quemadura a corta distancia (otro ojo: los disparos a mediana y larga distancia sobre gente desarmada no ejecutan pues no dejan más tatuaje que la sangre). En suma, este informe de la "comisión nacional de derechos humanos" avala plenamente las mentiras con las que el ejército federal trató de ocultar la masacre cometida esa madrugada del 7 de junio pasado. Quienes se regocijaron con dicho informe fueron los militares involucrados, y en el colmo del cinismo rematan diciendo que ellos no masacran al pueblo sólo lo matan en "enfrentamientos" (hasta otros militares, pero estos disidentes, reconocen que sí fue una masacre, y se lamentan por el uso y rumbo que ha tomado el ejército federal que hace mucho dejó su carácter popular, para entregarse a la oligarquía financiera nacional e internacional).

Conclusión de la conclusión del informe de la CNDH: ridículamente triste.

Hablando de otras cosas de carácter nacional, todos hemos visto que los últimos meses han sido particularmente llenos de acontecimientos políticos y económicos, en los cuales la clase política del país, ha entrado en una disputa interesante, a veces jocosa y pueril por conquistar simpatías en su desenfrenada carrera para las elecciones del año 2000. Mientras se da esta disputa en el país el descontento social va creciendo, surgen nuevas organizaciones armadas, los asesinatos en el campo por motivos políticos continúan, mas luchadores sociales son encarcelados, el empobrecimiento hiriente y extremo de cada vez más mexicanos debido a la política económica neoliberal y las crisis económicas globalizadas que solo dejan cada vez más pobres a los pobres y cada vez más ricos a los ricos, se hacen notorias las pugnas internas entre la clase gobernante, hay desconfianza a las instituciones, no existe el Estado de Derecho, se expresan públicamente fracturas al interior del ejército federal donde existe una purga de los militares progresistas o por lo menos honestos y que no se alinean a la política guerrerista y que solo nos puede llevar a una guerra civil de impredecibles consecuencias, encarcelan a dirigentes magisteriales democráticos por medio de argucias y trampas legales de nada menos que el Senado de la República y el cacicazgo político que hay en el SNTE.

Al magisterio democrático que se encuentra en pie de lucha enviamos un saludo solidario, vaya también un saludo para todos aquellos que desde la cárcel, o desde la lucha legal o clandestina, continúan en pie de lucha conservando la memoria de todos aquellos que murieron por la misma causa.

Por último, valoramos el gesto noble y humanitario que han tenido los legisladores y las personas que están reclamando los cuerpos de los guerrilleros caídos en San Juan de las Flores para darles digna sepultura.

¡CON EL PODER POPULAR, EL PUEBLO UNIDO VENCERÁ!

Por la Dirección Nacional del
Ejército Revolucionario del Pueblo Insurgente.
Comandante Insurgente Hermenegildo


República Mexicana a 21 de Enero de 1999

Introducción | Documentos | El Paliacate | Contáctanos |

E.R.P.I. 2009 La información aqui publicada es de libre distribucion, siempre y cuando la fuente sea citada.